1. Skip to Menu
  2. Skip to Content
  3. Skip to Footer>

Me gusta: 2 Me gusta Imprimir Enviar por correo Letras disminuir Letras aumentar Compartir

Imparte taller el Departamento de Evaluación en la Comisión Especial de Lenguas de la UNAM


Moisés López Olea

El Departamento de Evaluación del Centro de Enseñanza para Extranjeros (CEPE) impartió un taller a profesores, miembros de la Comisión Especial de Lenguas (COEL). Este taller se llevó a cabo gracias a la gestión y la invitación de la Mtra. María de la Luz Munguía, quien funge como representante del CEPE en la COEL.

La Comisión Especial de Lenguas es parte del Consejo Académico del Área de Humanidades y de las Artes de la UNAM. Este órgano colegiado se creó en mayo de 2003 por iniciativa de la Coordinadora del Consejo Académico, la Dra. Elizabeth Luna Traill. La finalidad de esta comisión es coordinar a las entidades académicas de la UNAM que desarrollan actividades en el área de la enseñanza, la investigación y la evaluación de lenguas extranjeras, así como en la formación de profesores y en la lingüística aplicada.

Una de las funciones de la COEL es establecer criterios de aplicación y evaluación de los exámenes para profesores de las diversas lenguas extranjeras que se enseñan en la UNAM. Por ello, surgió la necesidad de trabajar en la formación para el diseño y la elaboración instrumentos de evaluación de calidad dirigidos a profesores de lenguas. Así fue como se invitó al Departamento de Evaluación a colaborar con la COEL a través del taller “Elaboración de tablas de especificación y rúbricas” en el marco de los programas de formación de profesores de la COEL. Este taller se llevó a cabo los días 24, 30 y 31 de enero de 2020 con una duración de 20 hrs. curriculares. Cabe destacar que la planeación y la gestión de este taller comenzaron desde junio de 2019.

Los encargados de impartir este taller fueron la Mtra. Ileana Lugo, Jefa del Departamento de Evaluación, la Lic. Sandra Cruz y el Mtro. Moisés López, miembros de dicho departamento. El primer día, se revisaron cuestiones técnicas de la evaluación, particularmente sobre el diseño y la elaboración de exámenes, los objetivos de la evaluación y los tipos de examen; esto asegura el rigor metodológico, la validez y la confiabilidad necesarios para contar con instrumentos de calidad. El segundo día, se discutió sobre las dificultades de la evaluación oral, así como de la definición de constructos referentes a ella: ‘expresión oral’, ‘interacción oral’, ‘conversación’; por otro lado, se reflexionó sobre las competencias docentes y cuáles de ellas serían susceptibles de ser evaluadas en un examen para profesores de lenguas; también, se comenzó a practicar con la creación de tablas de especificaciones con respecto al dominio de lengua en la expresión oral, el conocimiento metodológico y la práctica docente del Examen de la COEL. Finalmente, el tercer día, se revisaron distintos formatos de tablas de especificación y de rúbricas; posteriormente, se reflexionó sobre la escritura y sus características definitorias, y, finalmente, se realizó una práctica para perfeccionar la creación de tablas de especificaciones sobre exámenes orales para estudiantes de lenguas extranjeras.

Las jornadas intensas de 5 horas fueron productivas y enriquecedoras. Los asistentes al taller son miembros de la COEL, profesores de lenguas extranjeras, que fungen como representantes de entidades como la Escuela Nacional de Lenguas, Lingüística y Traducción (ENALLT), las Facultades de Estudios Superiores Aragón, Acatlán, Cuautitlán y Zaragoza, así como la Escuela Nacional de Estudios Superiores en Morelia (ENES Morelia), la Facultad de Filosofía y Letras, y el Colegio de Ciencias y Humanidades (CCH) Sur y Azcapotzalco. En este taller, se atendió a 30 asistentes con perfiles distintos: profesores y profesoras de inglés, francés, portugués, alemán, japonés y purépecha.

La experiencia fue benéfica y prometedora tanto para la COEL como para los instructores del taller. Este tipo de talleres muestra que el Centro de Enseñanza para Extranjeros puede aportar experiencia y conocimientos sobre evaluación a otras instancias universitarias y formar puentes colaborativos tanto en este ámbito como en cualquier otro. Fue un placer trabajar con colegas de otras instituciones donde se enseñan lenguas, aprender de ellos y de su experiencia. Todos los asistentes mostraron gran entusiasmo y mucha apertura para participar y reflexionar sobre temas de evaluación, particularmente oral y escrita, dirigida al diseño de instrumentos para profesores de lenguas. Cabe destacar que experiencias como esta brindan la posibilidad de abrir espacios de intercambio en los cuales todos los académicos obtienen grandes frutos. Sería muy afortunado repetir estos intercambios en otras dependencias de la UNAM y en otras instituciones.